Fenavi

Aristimuño: la economía puede crecer con inflación moderada, pese a posible reimplantación de sanciones

El economista César Aristimuño considera que no se debe caer en discursos «catastrofistas» y llamó a proteger el crecimiento económico en 2024.

El economista César Aristimuño, director general de la consultora Aristimuño Herrera & Asociados, manifestó que sigue siendo optimista en cuanto a la expectativa de crecimiento de la economía venezolana en 2024, pero advirtió que se deben hacer todos los esfuerzos para mantener las negociaciones entre los gobiernos de Estados Unidos y Venezuela.

Aristimuño considera que la economía venezolana puede crecer en 2024 con una importante desaceleración de la inflación y estabilidad en el tipo de cambio; no obstante, señala que esta situación se puede complicar, en función de la amplitud y profundidad de la posible reimposición de sanciones.

«Creo que sería complejo para el gobierno de Estados Unidos retirar las autorizaciones a empresas como Chevron y otras compañías petroleras internacionales que ya están operando en Venezuela. Queda, en primer lugar, un margen para que se siga conversando. Pienso que no es responsable entrar en un discurso catastrofista», sentenció Aristimuño.

El escenario petrolero puede favorecer a Venezuela, aunque Aristimuño señala que es plenamente consciente del rol disminuido que el país cumple hoy en el mercado petrolero internacional.

Pondera que el país tiene un muy elevado volumen de reservas probadas que supera los 300.000 millones de barriles que resulta necesario aprovechar en un escenario internacional complejo, volátil e incierto.

«Considero que para Estados Unidos participar en la recuperación de la industria petrolera venezolana es un buen negocio, independientemente de cuán estratégico resulte en el corto o en el mediano plazo, inclusive, el papel de Venezuela como productor en el mercado», enfatizó Aristimuño.

Indica el especialista financiero, que Venezuela ha logrado entrar en un proceso de recuperación económica que es indispensable mantener no solo para enfrentar los problemas socioeconómicos que el país padece, sino para preservar la paz social y el equilibrio político.

«Este es un proceso de recuperación que tiene fragilidades y aún tiene muchos retos por enfrentar, por ello hay que insistir en el compromiso de todos los sectores -sobre todo políticos- para mantener la viabilidad del crecimiento de la economía con estabilidad», subraya.

El director general de la consultora Aristimuño Herrera & Asociados considera que el impacto político de la escalada de la tensión entre Venezuela y Estados Unidos «sin duda, puede ser importante y hay que ponderarlo en el análisis de la evolución de la economía, pero aún es muy temprano para tener un panorama más claro. Veremos qué pasa en abril».

En el corto plazo o para el primer trimestre, mantenemos sin cambios la expectativa de crecimiento con una moderación de la inflación y estabilidad cambiaria, insiste el economista.

Lea más contenido interesante y de actualidad:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *